Fuego de brasa

  • André Pieyre de Mandiargues

En París, Florine acude a una fiesta de brasileños que recién llegaron al barrio y como no conocen a nadie eligieron a los invitados al azar. Ebria, drogada, Florine habrá de recuperar la razón cuando le claven una navaja en un costado y sea aventada a una fosa común en las afueras de la ciudad. La traducción es de Susana Chaurand.

pdf